Real del Monte es una ciudad que encontramos en el estado de Hidalgo, o sea, en pleno centro de México. Esta zona es muy conocido por sus minas de platas, su cocina, sus pastes y por la gran cantidad de turistas, que llegan hasta aquí, a lo largo de todo el año. Posee una población de 25.000 personas. Su clima va a depender de la altitud, aunque tiende más al clima frío. Es fácil que se cubra de niebla y llueve con bastante frecuencia. En invierno, incluso, puede llegar a nevar. La temperatura media es de 12.1 ºC. Y, cada año, hay 42 heladas.

Entre algunos de los lugares que no podemos dejar de visitar tenemos La capilla de Veración, que es un edificio levantado por los frailes franciscanos de Pachuca, y se levantó durante los años 1718 y 1736. Posee una portada muy sencilla, con cuatro campanas. En su interior, hay dos retablos dorados, del s. XVIII. Hay que señalar las figuras de Santa Anna y San Joaquín. También, la parroquia de Nuestra Señora de la Asunción, que se levantó entre los s.XVI- XVII. Su estilo es barroco sobrio. Su altar es del neoclásico. También, tenemos el cementerio inglés, que se fundó en el año 1862, en unos terrenos que fueron donados por la familia Straffen. Hay 620 tumbas que se han levantado, orientadas cara Inglaterra, como símbolo de patriotismo -suelen ser de mineros de la zona, que murieron en duras jornadas de trabajo-. Se piensa que una de las tumbas es del payaso inglés Richard Bell, que llegó a México, en el año 1885. Otra parada es el Museo de Sixtio Mina de Acosta, que trata la historia de la Mina de Acosta, que comenzó a funcionar en el año 1727, y que siguió funcionando hasta el año 1885. Se tratan temas como la colonia, la inmigración o la inversión por parte de los ingleses. También, tenemos el Museo de Medicina Laboral – Centro Cultural Nicolás- Zaválo-, que abrió sus puertas en el año 1907.